12 dic. 2018

¿El influencer nace o se hace?

Hace unos años los niños soñaban con ser futbolistas; ahora quieren ser youtubers o influencers. La lexicografía de la red  nos inunda con miles de términos de difícil asimilación, a los que las nuevas generaciones son más permeables y en este caso  nos centraremos en estos dos, que además marcan una nueva forma de desarrollo laboral y nuevas figuras de comunicación. Sin embargo, al igual que el sueño de ser futbolista sólo se materializaba en escasas situaciones, la proporción de influencers entre los usuarios de redes sociales  es  relativamente baja. Es decir, no todos los usuarios podrán ser influencers, ya que esta capacidad de influencia no es fácil de conseguir. De hecho, es difícil de creer que este nivel de influjo social se consiga de manera espontanea. Dicho de otra manera ¿el influencer  surge por mero azar o es un producto más de la compleja maquinaria de marketing de las grandes corporaciones? 

Al igual que las celebridades contratan a agencias de publicidad para que un  equipo de community management gestione su imagen en las redes, para que la influencia del influencer sea eficaz y efectiva hay que gestionar toda una cadena de factores que no esta al alcance de la mano del usuario medio, lo que lleva a pensar que el sueño de los aprendices de lideres digitales se verá truncado antes que pronto. 

El influencer es un mecanismo más para conseguir ventas (o modificar opinión pública respecto a un tema) creado y bien desarrollado por agencias de marketing o equipos de comunicación  estratégica: Testadores de juguetes,  desempaquetadores de productos -unboxing-, familias que muestran alegremente su día a día en la red, modelos que muestran sugerentes fotos en sus perfiles...  Para alcanzar el éxito hay que estar bien asesorado, y los cuatro millones de seguidores de Mikeltube no han recalado en el canal por casualidad. ¿Qué fue antes, el huevo o la gallina? ¿el influencers realmente influye  y se aprovecha de las marcas o las marcas crean influencers que posicionan en lugar privilegiado para captar potenciales clientes que confían en estos canales frente a una publicidad más tradicional?
alfonsovazquez.com 
ciberantropólogo

17 nov. 2018

Esferas publicas y privadas en la sociedad de la información

Hasta hace relativamente poco tiempo las esferas privadas y públicas estaban perfectamente establecidas. Sin embargo la hiperconexión  ha transformado esta percepción de lo privado y lo público. Si tradicionalmente el hogar representaba la institución más privada de la sociedad, actualmente nuestros teléfono móviles y smarttv son una ventana abierta para todo aquel que esté interesado en husmear en la casa del vecino o de alguien que habite en la otra punta del mundo. Las distancias se diluyen y el tiempo se vuelve relativo, pues la red no duerme. Si nuestro teléfono permanece encendido, continúa transmitiendo información acera de nosotros y nuestros hábitos.  Por otra parte esto genera ansiedad por necesitar constantemente noticias nuevas. No necesitamos esperar al amanecer para leer el periódico, pues las noticias se relevan constantemente por lo que cerrar los ojos es perder algo.   El salón de casa o la habitación se transforma en el kiosko o en un pub según el tipo de páginas que visitemos o de aplicaciones que tengamos instaladas.
alfonsovazquez.com 
ciberantropólogo

12 nov. 2018

¿A quién juzgar cuando algo falla en las redes?

Los medios sociales son capaces de diluir  las fronteras entre lo público y lo privado de una manera inimaginable hasta ahora. El móvil, perfectamente competente para  aislarnos del mundo próximo, es capaz de presentar, justo detrás de la intimidad de nuestra pantalla, una ingente una humanidad -humanizada o deshumaniazada, valga la tautología- úbicua y desterritorializada.  Ante tal avalancha de socialización no siempre somos capaces de responder de manera seria, sensata y coherente. Y posiblemente sean los más jóvenes, aquellos que a priori podrían estar más acostumbrados a las tecnologías digitales, los más sensibles  y débiles ante la amenazas que podrían esconderse ante esta multitud de desconocidos ávidos de nuevas relaciones. Porque, seamos sinceros, el lobo sigue siendo un lobo para el hombre (y más aún para la mujer, pues ellas están aún más expuestas) y tras una tecnología de reciente aparición, llegada para hacernos la vida mas sencilla - y para el lucro desmedido de las compañías que la explotan- hay millones de seres humanos , que encarnan lo mejor, pero también los más cruel y perverso de la condición humana. 

A través de nuestros móviles podemos establecer una barrera comunicativa con los más próximos físicamente pero una cercanía pasmosa con los más distantes en el espacio. Y tras estas interacciones digitales podremos encontrar múltiples peligros escondidos tras las más diversas formas. Es difícil establecer un sistema infalible cuya protección sea total, al igual que también  es complicado este extremo en la vida física. Es decir, igual que hay personas más expuestas al peligro en la calle, hay personas que están más expuestas que otras en las redes sociales. Y a veces se da la cruel situación de que una persona en peligro en su entorno próximo sigue viviendo un infierno cuando coge su móvil.

El peligro puede estar en cualquier lado, es mutante, a veces es difícil de ver y otras veces complicado  salir de una situación que se convierte en un círculo vicioso. En Mirones en Internet, el dilema de Nerve (25 de abril de 2017) tratamos este extremo.  A veces el problema no es la agresividad, sino la pasividad del entorno. Otras veces la raíz del problema  es etérea aunque se condensa sobre algunos individuos que absorben la energía negativa como un vórtice maldito que les impide salir ¿Y a quién culpar cuando todo sale mal? Un padre francés culpa a Youtube, WhatsApp y al Estado francés del suicidio de su hijo de de 14 años tras jugar al 'Momo Challenge' El concepto no es nuevo, pero las formas se reinventan.  Al igual que ocurrió hace unos meses en Rusia  con el reto de la ballena azul donde los jóvenes eran  desafiados a ir superando pruebas hasta llegar al suicidio, en 'Momo Challenge' una red de extorsión  chantajea a su victimas hasta llevarlas a situaciones extremas ¿se puede culpar a las plataformas digitales de estos desvaríos ?

Evidentemente es complicado actuar sobre los gigantes de la comunicación, tanto desde el punto de vista legal -demasiadas jurisdicciones afectadas- como desde el punto de vista ético -las redes son simples herramientas, positivas si el uso es correcto, nefastas si no sabemos el poder de lo que tenemos entre manos-. Si partimos de la neutralidad de la herramienta en tanto en cuanto victima y victimario parten de la misma ventaja -que es el acceso a las misma tecnología-, nos encontramos ante dos actitudes muy distintas ante la pantalla: la ingenuidad del adolescente y la sociopatía de los que aprovechan esta debilidad para alcanzar sus perversas metas.  Y también cabe destacar como afecta de manera subsidiaria la desidia o ignorancia de esos padres que no fueron capaces de entender la problemática que estaba viviendo su hijo. Afirmar que "nos creíamos felices y a salvo en el campo" e intentar culpar a Youtube, WhatsApp y al Estado francés del suicidio son dos posiciones que chocan frontalmente y destapan una intencionalidad de externalizar errores.

De nuevo, educación y formación son cruciales, y dejar que un niño  crezca solo delante de la pantalla es evidentemente arriesgado e irresponsable. La red, en tanto espacio habitado por humanos, no se ve libre de los bajos instintos y las malas intenciones. Por ello, en la red al igual que en la calle, es necesario extremar las precauciones. Y tener siempre en cuenta el axioma de que si no lo haces en la calle, no lo hagas en la red puede evitarnos más de un problema.  
alfonsovazquez.com 
ciberantropólogo

10 nov. 2018

II Seminario Internacional de Investigación en Juventud

II Seminario Internacional de Investigación en Juventud (http://seminarioinvestigacionjuventud.cjex.org/).

9-10 de noviembre de 2018, Consejo de la Juventud de Extremadura y Universidad de Extremadura (Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales, Badajoz)


¿Es necesaria la alfabetización digital en adolescentes?

Experiencias de aprendizaje APB en las conmemoraciones históricas: contextualizando el 50 aniversario del mayo del 68


8 nov. 2018

Todo Noticias - Tarde - Los nuevos desconectados digitales



Todo Noticias - Tarde - Los nuevos desconectados digitales
El 86% de los hogares españoles tienen conexión a Internet, vivimos en una sociedad 'enganchada' a los dispositivos móviles pero cada vez más personas eligen desconectarse del mundo virtual. Nuestra compañera Marta Curiel nos da algunas claves. Entrevistamos al profesor de la universidad de Extremadura Alfonso Vazquez, http://mvod.lvlt.rtve.es/…/TE_STO…/mp3/8/6/1541610363668.mp3

Amigos en la red (Últimas actualizaciones)

Archivo del blog