5 jul. 2009

La egolatria en el ciberspacio

Nos gusta sentirnos el ombligo del mundo, qué le vamos a hacer. A veces me gusta realizar búsquedas con mi apellido en Google. Así encontré unos de mis libro en Japón, y otro en la biblioteca de la Universidad de Chicago. En Facebook o en Tuenti me gusta encontrar "parientes" desconocidos, y charlar con ellos. El instituto nacional de estadistica nos obsequia con una página en la que descubrir por dónde se expanden nuestros apellidos, y ver su exclusividad o su predominancia (nunca ver si es demasiado raro o demasiado común).
Hace uno rato, charlando con mi amigo Ledo por Messenger, me decia que había encontrado una cadena de pizzerias con su apellido: LedoPizza. Tal vez parientes lejanos, o el tío rico en América. El caso es que la red, que nos da anonimato, que nos da impunidad, que nos da una doble identidad, nos permite sentirnos importantes por momentos.

9 comentarios:

Amigo de la Dialéctica dijo...

Hola amigo Alfonso:

Pienso que nos damos importancia por el hecho de no tenerla, es curioso que l@s más grandes, l@s verdaderamente importantes, nunca se dieron a sí mism@s importancia.

El darnos importancia aquell@s que no la tenemos es una especie de compensación, un consuelo por no llegar a ser lo que deberíamos ser, por no ser lo que somos y querer ser aquello que no podemos llegar a ser.

No me refiero al ámbito material o de reconocimiento social con esto de ser, me refiero a encontrarnos a nosotros mismos; cuando no nos encontramos a nosotros mismos aspiramos a que los demás nos encuentren.

Qué conste que yo soy el primer extraviado que intenta que lo vean porque no consigo verme.

Recibe un muy fuerte abrazote amigo.

notrec dijo...

Me gusta el estilo que hemos acuñado y usamos en algunas ocasiones, este es: partimos de una idea frikie, del clic azaroso, de las elucubraciones que tenemos en esos tiempos muertos y que acaban convirtiéndose en los tiempos más significativos de nuestra consciencia; derivamos en pensamientos "meta-filosóficos". Buen análisis amigo. Saca libreta:

Internet es el hiper-sumidero del aburrimiento.

feluky dijo...

Esto de los apellidos en internet es curiosisimmo, encuentras gente con tu apellido por todo el mundo, yo tengo una cantante en EEUU, un personaje de juego en Red, y referencias mias que ni me puedo imaginar, donde estamos registrados.
Abrazos.

Alí Reyes H. dijo...

Muy de acuerdo con el Didáctico...es para sentir que tenemos alguna importancia, pues confundimos la fama con la felicidad, pero resulta que son dos conceptos distintos y a veces hasta IMCOMPATIBLES.

Ana dijo...

Muy bueno. Javier, tu comentario, borgeano; faltaría por allí un espejo; buenísimo.
Un beso grande

David Carrascosa dijo...

Sí, es un fenómeno muy extraño. La red nos impide tener un "rostro" reconocible por los demás, algo que no pasa en la vida real. El no tener tal rostro nos da la posibilidad de potenciarnos virtualmente. Un asunto sobre el que se podía reflexionar un montón...

Saludos

Bramida dijo...

sigo pensando que la vida real supera la virtual

notrec dijo...

Hemos mezclado la vida virtual con la real Bramida; aquello que hagamos o digamos en la vida virtual como tu la denominas tiene sus consecuencias en la vida real. Es como en Matrix, aunque suene a ciencia ficción es así. Deposita un dato en la aldea global y habrás abierto la caja de pandora de tu intimidad.

Alfonso Vázquez dijo...

Si JAvier, la autoestima no deja de ser besarnos a nosotros mismo. Y no por ello deja de ser agradable.

Notrec, siempre al filo... No dudes que seguiremos en nuestro estilo. Muy bueno lo del sumidero. ME lo pido.

Si Feluky, los gringos no nos reconocen, pero una de sus ciudades símbolo, Los Ángeles, tiene un nombre que lo deja todo claro.

ALi, ya no es la fama, sino el hecho de compartir, y no sentirte solo.

Ana, te echaba de menos.

DAvid, hay gente que tiene varios rostro o perifles en la impunidad de la red. El discurso de la identidad, que abordamos desde la antropología

Bramida, dentro de poco pondré algo sobre la dualidad virtual-real en la vida cotidiana..

Saludos a todos. Besitos a las damas.

Amigos en la red (Últimas actualizaciones)

Archivo del blog