29 oct. 2009

Un cuarentón de moda

Internet cumple 40 años. Aunque en la mayoría de los hogares sea aún un niño, hace hoy 40 se produjo un hecho, que simbólicamente, podría ser considerado el inicio de Internet como medio de masas. El 29 de octubre de 1969, Leonard Kleinrock, profesor de la UCLA, envió un mensaje a sus colegas del Standford Research Institute. Se trataba de comprobar que una máquina podía dialogar con otra con un nuevo protocolo. Tenía que escribir L-O-G. Llegaron la L y la O. Al primer intento, fue imposible con la G.

Si quieres profundizar, échale un vistazo al artículo deMiquel Barceló, profesor de la Universidad Politécnica de Cataluña.
Foto: Leonard Kleinrock
www.alfonsovazquez.com
www.ciberantropología.org

8 comentarios:

notrec dijo...

Así es. Lo que hemos heredado después de su eclosión tecnológica en la que científicos, ingenieros, desarrolladores e implementadores han vivido la más grandes de las fiestas en evolución tecnológica; lo que hemos heredado digo ya está en manos de las empresas, ahora hasta un nuevo nivel, que llegará sin duda y vendrá nuevamente de la mano de unos pocos elegidos y tocados por la gracia de la diferencia, solo tendremos una caja de hacer dinero; internet tiene hoy por hoy derivada negativa.

Algunos a medio camino entre los genios y los borregos esperamos ansiusos el nuevo y predecible punto en el que la derivada segunda sea nula.

Cuarenta años para comenzar a hacer caja no es cualquier cosa, aún queda un largo tiempo en el que rentabilizar esta paciencia.

Amigo tu vas por el buen camino, marcando la diferencia; enseñame a hacer ese giro de cintura.

Por cierto, je, no puedo sino reirme, ahora te van invitando a salir de los sitios online; que sabrán estos.

David Carrascosa dijo...

Madre mía, y parece que ha existido desde siempre. Eso denota lo profundamene que nos ha transformado.

Saludos, Alfonso

Salondesol dijo...

¡Qué bueno! no conocía ese dato de las letras... ahora voy a ver si me entero leyendo ese artículo de porqué la G se resistía, jo, que friki parezco...

Un abrazo.
Helena.

notrec dijo...

http://www.hoy.es/20091102/badajoz/jose-miguel-ultimo-tipografo-20091102.html

La cara y la cruz. La revolución tecnológica frente al clímax de lo artesano. Todo tiene su "aquel" pero es cierto que lo artesano, lo tangible, nos hace más seguros de nosotros, más felices y ofrece más valor.

Amigo de la Dialéctica dijo...

Hola amigo Alfonso:

Este invento ha subvertido las bases de esa democrácia burocrática, elitista e ilustrada que sólo ejercían unos cuantos. En este momento se empiezan a cuestionar muchas formas de proceder del poder, estamos ante el despertar de las conciencias de muchos ciudadanos que, durante un largo periodo de nuestra historia, han sido adormiladas y narcotizadas.

Este es un tiempo nuevo, un tiempo de verdadero cambio; cambio que vendrá de abajo y que no podrán tergiversar los de arriba.

Gracias por tu comentario en mi blog sobre las consecuencias de la popularidad y los troll que lleva aparejados. Te dejo aquí mi respuesta a esta cuestión que he subido también a mi bitácora. Recibe un abrazote amigo.-

Hola amig@s de la Tropa Cuántica y Dialéctica:

No nos tienen que molestar los troll, los troll se acercan a nosotros porque son los que más ayuda necesitan. Recordemos que Jesús de Nazaret preguntaba constantemente quienes eran los que más necesitaban de médico, obviamente los enfermos; y los troll son enfermos, tiene un gran déficit de cariño por eso se comportan con esa especie de rabieta permanente, eso no nos tiene que incomodar; vienen aquí con lo que son y arrastran obviamente su comportamiento, pero en realidad lo que desean es aprender viendo actuar con naturalidad a aquellos a los que anhelan. Desean ser como nosotros, pero no se atreven a dar el paso necesario; ese paso que los alejaría de su cobardía.

No ofende el que quiere, sino el que puede; y nosotros debemos de hacer, con nuestro comportamiento, que los troll no puedan; ya veréis como luego dejan incluso de querer ofender.

Como bien cita nuestro Rasputín, "Sancho, ladran los perros, luego cabalgamos".

Recibid un muy fuerte abrazote amigo.

feluky dijo...

Amigo ALFONSO cierto que parece que lo hemos tenido siempre. Internet y los teléfonos móviles son algo como mágico.
Todos nos preguntamos alguna vez como era que conseguíamos que las cosas funcionaran sin estos medios.
Recuerdo cuando negociábamos los convenios colectivos de mi empresa, teníamos un texto terminado y de pronto había que hacer un cambio. Teníamos que pasarnos toda la noche tecleando a la maquina de escribir para modificarlo.

Me gusta como va esto.

Abrazos.

notrec dijo...

De entre las razones que justifican mi primera a portación a este último post del blog unas de las más relevantes sería que en los inicios de la Internet masificada pero aún sin mucha coción lo más importante era la información.

Normalmente se intercambiaba información desde arriba hacia abajo y se completaba desde abajo hacia arriba desde el clasico cliente de news, más o menos ocmo esto. Existían unos criterios y unos objetivos bien definidos y respondía a un sistema de colaboración sin ánimo de lucro sin igual.

Hoy da la impresión de que la cosa es bien diferente y el intercambio de información o la exposición del conocimiento responde más al querer vender una idea que a la idea, valga la..., de querer compartirla, insisto, sin ánimo de lucro.

Amigo de la dialéctica hace referencia a los trolls con acierto pero olvida que cada uno es lo que es sea donde sea y que también ellos hacen que los perros ladren.

Sumo aquí la idea del gallifante, aquel que quiere estar omnipresente y ve en esto un medio autoritario para meter a trancas y barrancas su ideario.

La diferencia entre el troll y el gallifante sería que aquel se sabe partícipe de algho trivial y este último considera que participa en una revolución; revolución que por otro lado no existe y que responde más bien al nuevo modelo de manipulación colectiva.

Ya ves hace 40 años quisieron logearse y no lo consiguieron como presagio de lo que estaría por venir.

Insisto en que internet es el sumidero del aburrimiento y de aquellos a los que su tiempo les ha sido concedido por obra y gracia del Espíritu Santo, (léase en estos días de la administración).

Alfonso Vázquez dijo...

Notrec, es verdad que lo que para nosotros es casi un medio de vida - aunque nos guste decir que no dependemos de la red, que somos difrentes- no funcionaría si no hubiera un fuerte interés ecnocómico detrás. El mundo de los radioaficioados, a pesar de ofertar también un canal alternativo de comunicación no ha disfrutado de una eclosión como la red, sencillamente por que no soporta una estructura comercial y publicitaria detrás. Si no queda dinero ¿quién lo va a desarrollar?

David, Feluky, nos ha transformado más de lo que pensamos. Y eso que nosotros tenemos cierta perspectiva histórica. En 1994, cuando estaba en la facultad, de los 80 compañer@s sólo tres tenimíamos ordenadores (eramos un poco raros por ello). Hoy, 15 años después, es raro encontrar a un universitario sin portatil. Y ellos ya no tienen perspectiva histórica para recordar su vida sin ordenador.

Notrec, el climax de lo artesano nos da confianza porque aún no tenemos seguridad de la eternidad del bit. Nuestros abuelos pueden disfrutar de quince o dieciséis fotos en papel de su juventud. Quizá nosotros, que ahora tenemos digitalizados cada evento cotidiano de nuestra intrahistoria personal, no dispongamos de estos recuerdos si los que nos dictaminan qué debe usarse y que no un día crean un apagón y nos marcan un nuevo ritmo de vida basado en otras tecnologías.

Dialéctico, a pesar de todas las críticas es cierto que la red es un emdio increible, un mundo que nos permite otros sueños, otras esperanzas... esperemos que la burbuja tarde en reventar.

Amigos en la red (Últimas actualizaciones)

Archivo del blog