10 jul. 2019

Mis datos son míos

A río revuelto ganancia de pescadores, afirma la sabiduría popular. Este refrán se puede aplicar a situación que se está produciendo en lo juzgados europeos cuando asociaciones de consumidores de España, Portugal o Bélgica pretenden demandar a Facebook por el uso de los datos que estos generan en la red. Los resultados de su particular cruzada se recoge aquí:  https://www.ocu.org/especiales/misdatossonmios/. En la web exigen que la red informe de qué hace con los datos de los usuarios, aunque para ello ya exista https://www.facebook.com/privacy/explanation

La popular red social apreció hace unos 15 años, revolviendo las vidas de sus usuarios. En poco tiempo traspasó los límites del campus de Harvard y  conquistó todo el planeta. Una criatura tan grande cuyas dimensiones e impronta  su creador jamas pudo prever. Ahora es un vórtice que devora y se nutre de datos: su régimen no es la democracia, es la datocracia. Gran parte del BigData depende del tráfico generado por la redes del Zuckerberg, por lo que es un jugoso pastel para aquellos que amasan fortunas haciendo minería de datos: modificación de conducta colectiva, mercado y poder están en sus manos, como hemos tratado en varias ocasiones. Facebook nos conoce mejor que nosotros mismo con un centenar de clics. El usuario de redes sociales debe saber y sabe que cede su intimidad a cambio de un nuevo modelo de ocio: nuestro rastro digital y nuestras interacciones son el capital de las grandes compañías de la sociedad de la información. No querer verlo someterse a una ceguera autocomplaciente.
 alfonsovazquez.com
ciberantropólogo

No hay comentarios:

Amigos en la red (Últimas actualizaciones)

Archivo del blog